Los primeros meses luego del aumento: precauciones y exámenes de control

Luego de someterte al aumento mamario, es fundamental que seas paciente y seas cuidadosa contigo misma. Ésto requiere tomar decisiones correctas, no sobre exigirse y por sobre todas las cosas, ser consciente de que todo lleva su tiempo y volverás a sentirte bien y disfrutar de tu nuevo “look”.

Luego de someterte al aumento mamario, es fundamental que seas paciente y seas cuidadosa contigo misma.
Luego de someterte al aumento mamario, es fundamental que seas paciente y seas cuidadosa contigo misma.

Es normal que sientas las mamas muy sensibles durante las primeras semanas después de la cirugía, y puede que estén algo hinchadas/inflamadas por hasta cinco semanas. Muchas mujeres suelen asustarse en ésta instancia, atribuyendo la hinchazón a la creencia de que la prótesis mamaria se ha roto o abierto. Si eres de esas mujeres que quieren asegurarse a toda costa de tener una buena experiencia en su período de recuperación, sugerimos que le pidas a tu cirujano que utilice implantes Sientra, Arion, Mentor o Natrelle de Allergan. Hasta que la sensibilidad disminuya, debes evitar el contacto físico con tus mamas, para reducir el riesgo de lesión y retrasar la recuperación.

Deberás esperar aproximadamente un mes después de la cirugía antes de reanudar cualquier actividad extenuante o ejercicio, o incluso más tiempo. Debes tener cuidado y no ser impaciente por querer reanudar tu rutina diaria y actividades físicas, si es que entrenas. Si no te permites el tiempo de recuperación necesario, puede que ello afecte la recuperación de tus mamas y en última instancia, se requiera aún más tiempo de recuperación. Esto también puede resultar en una disminución de la calidad de los resultados. Cualquiera que considere un aumento de mamas debe hablar sobre el proceso de recuperación con su cirujano para obtener una comprensión precisa del compromiso de tiempo que esto requiere.

 

SIGUIENTE PÁGINA >>